Comparir en FacebookComparir en Twitter
¡Comparte este post!

¡Consigue una de las 4 suscripciones de Guitarra en un clic!

¡Hola chaval@s! ¿Cómo va todo? Espero que os vaya bastante bien. Hace mucho que no escribo por aquí, pero hoy os traigo algo que se que os va a gustar, sobre todo a 4 de vosotros 😉 Os dejo la explicación de Jesús, de Guitarra en un clic, para que os enteréis bien de como va el sorteo.


Guitarra en un clic ha organizado un SORTEO para los seguidores de BLOGUITAR de 4 suscripciones ANUALES a sus Cursos de Guitarra Online.

¿El premio?, acceder a más de 180 vídeos para aprender a tocar la guitarra organizados en progresión de dificultad desde nivel principiante a nivel medio.

Lo único que has de hacer para participar es registrarte gratuitamente en su página web y hacer una entrada en el foro presentándote a la comunidad que incluya la palabra “BLOGUITAR”.

El sorteo se realizará dentro de 10 días, el día 26 de Noviembre.

¿Cómo participo?

  1. Ve a la página de www.guitarraenunclic.com
  2. Entra en la opción de menú Suscribirse.
  3. Elige el Plan Gratis y sigue los pasos para suscribirte. Ten preparada una imagen (avatar) para tu perfil.
  4. Una vez hayas creado tu cuenta de usuario, inicia sesión con tu nombre de usuario y contraseña.
    Accede al Foro y pulsa el botón verde de la derecha :”Inicia una conversación”.
  5. Selecciona la categoría del Foro “Preséntate a la Comunidad”.
  6. En la casilla “¿Cuál es tu pregunta?” puedes poner lo que quieras (por ejemplo: Hola que tal, Me presento,…)
  7. En el cuerpo del mensaje escribe lo que quieras. No olvides de incluir aquí la palabra “BLOGUITAR”.

¡Y ya está! Con esto participarás en el sorteo del día 26 de Noviembre de 4 suscripciones ANUALES a Guitarra en un clic.

El úlimo día para suscribirse es el día 25 de Noviembre.

El resultado del sorteo se publicará en la página web de Guitarra en un clic el 27 de Noviembre.

¡Os deseamos mucha suerte a todos!.


Como veis es muy fácil participar, y el premio es bastante jugoso. ¡Mucha suerte a todos!

Comparir en FacebookComparir en Twitter

¡Comparte este post!

Comparir en FacebookComparir en Twitter
¡Comparte este post!

¡Descuento exclusivo en Promusica.es!

¡Promúsica nos ofrece un descuento en exclusiva en guitarras eléctricas LTD!

Os voy a hablar un poco de ellos por si no los conocéis. Promúsica es una empresa extremeña con tiendas en BadajozCáceresMérida que lleva mucho tiempo en el panorama musical tanto extremeño como nacional. En sus tiendas puedes encontrar cualquier cosa que necesites, desde una guitarra hasta el equipo de sonido perfecto para cualquier situación.

Todo el personal de la tienda tiene relación con el mundo de la música y el sonido, y puedes encontrar a pianistas, guitarristas, bateristas, técnicos de sonido, etc. así que siempre podrás hablar con alguien que te asesore a la hora de comprar.

La atención al cliente es uno de sus puntos fuertes, cualquier problema o duda que tengas te la resolverán por teléfono o por correo rápidamente, y también te asesorarán sobre las distintas alternativas a la hora de comprar un instrumento.

Además sus precios no tienen nada que envidiar a algunas de las tiendas más conocidas, incluso a nivel europeo.

Por si todo lo anterior es poco, además nos han preparado una oferta en exclusiva para 11 productos LTD (sólo para la península Ibérica):

Como veis son unos precios buenísimos. Para poder comprar alguna de estas guitarras a este precio, debes registrarte en promusica.es y rellenar este formulario con los datos que has usado para registrarte. Después debes esperar a que te incluyan en el grupo de clientes que pueden beneficiarse de la oferta, te mandarán un correo cuando lo hagan:

 

[easy_contact_forms fid=3]
Os animo a que os deis una vuelta por su tienda online y a que les sigáis en Facebook!
Comparir en FacebookComparir en Twitter

¡Comparte este post!

Comparir en FacebookComparir en Twitter
¡Comparte este post!

Crear baterías con Guitar Pro

Triskis me preguntó por Twitter si había alguna forma de exportar las baterías de un archivo Guitar Pro a otros programas. Efectivamente, se puede hacer, y además es algo muy fácil y muy útil, así que en vez de contestarle en privado, he preferido hacer este post.

Lo primero que habrá que hacer es asegurarse de que la tarjeta de sonido tiene la mezcla estéreo activada, y las demás entradas desactivadas. Os explicaré cómo se hace en Windows 7, que es el sistema operativo que uso normalmente. El primer paso es hacer clic derecho en el altavoz que se puede ver junto al reloj de la barra de Windows, y después pulsar en Dispositivos de grabación.

Saldrá este cuadro de diálogo, en el que habrá que desactivarlo todo excepto Mezcla de audio. Si esta opción está desactivada, habrá que activarla, y después, haciendo clic derecho sobre ella, marcaremos Establecer como dispositivo predeterminado y Establecer como dispositivo de comunicación predeterminado. (Una vez termines de exportar la batería, sería buena idea que lo dejases todo como estaba antes, así que apunta la configuración antes de hacer estos cambios)

Ahora que la tarjeta de sonido está preparada, es hora de ponerse manos a la obra en Guitar Pro. Abre la tablatura que quieras exportar y silencia las pistas que no quieras exportar (haciendo clic en la M de cada pista). Ahora, ve al menú Archivo y después a Exportar.

Como ves, hay varias opciones. Las más interesantes son MIDI y WAVE. Exportar a MIDI es tan fácil como hacer clic en esa opción y elejir dónde se guardará el archivo, pero exportar a WAVE tiene algunos pasos más.

Hacemos clic en WAVE y se mostrará el siguiente cuadro de diálogo. Lo más normal es que sólo haya una tarjeta de sonido en el ordenador, pero si hay más de una, habrá que elegir la que corresponda a la mezcla estéreo del primer paso. Si al acabar de exportar, no se escuchase nada en el archivo, habría que probar con otra de las tarjetas de este diálogo, si tienes más de una tarjeta.

Pulsa Aceptar y el programa estará listo para exportar. Ahora aparecerá un mensaje que indica que para empezar a grabar hay que pulsar el botón Play.

La ventaja de esto es que puedes empezar a exportar donde te interese. Si lo que quieres es exportar la canción completa, sitúate al principio de la tablatura y pulsa Play. No hagas nada hasta que no se reproduzca toda la tablatura, porque si no puede que no se exporte bien. Cuando termine la reproducción, las pistas que no silenciaste se habrán grabado a un archivo .wav que podrás usar con tu programa de audio favorito.

Ya está, con estos pasos tan sencillos puedes exportar la batería de un archivo Guitar Pro. Así podrás crear tus propios acompañamientos, grabar ideas, y todo lo que se te ocurra 😉

Foto de portada por L. Bernhardt, Resident Loon.

Comparir en FacebookComparir en Twitter

¡Comparte este post!

Comparir en FacebookComparir en Twitter
¡Comparte este post!

La diferencia entre overdrive, distorsión y fuzz

Dunlop ha publicado en su blog un artículo muy interesante sobre la distorsión, y como es algo que no se suele explicar mucho por ahí, os lo voy a traducir (aportando algunas cosas que sé de electrónica) para que lo podáis disfrutar. Leedlo entero porque no tiene desperdicio 😉

La distorsión ha estado en el rock n’ roll desde los primeros días. Sólo tienes que escuchar el fuzz de Ike Turner en Rocket 88 y el de Goree Carter en Rock Awhile, las primeras canciones de rock and roll de la historia. Este sonido lo descubrieron accidentalmente al usar amplificadores defectuosos, dañados o de baja calidad. Durante un tiempo, muchos guitarristas dañaban su equipo a propósito buscando ese sonido, como Link Wray, que agujereó los altavoces de su ampli con un lápiz.

Hoy en día puedes oír guitarras distorsionadas en cualquier estilo de música, y afortunadamente, ya no tienes que estropear tu equipo para conseguirla. Fue en los 60 cuando empezaron a estar disponibles los primeros pedales de distorsión, permitiendo a los guitarristas conseguir ese sonido con sólo pulsar un botón.

Hoy en día hay miles de pedales de distorsión en el mercado, pero todos se pueden catalogar en tres grandes categorías: overdrive, distorsión y fuzz.

Un poco de física…

Hablemos de armónicos. Cuando tocas una nota en la guitarra, el sonido que oyes se compone de una frecuencia fundamental (la nota pura) y múltiplos de esa frecuencia, llamados armónicos. Si esa señal pasa por un dispositivo que, de alguna forma cambia su contenido armónico, se produce lo que se conoce como distorsión. Hay muchas formas de cambiar el contenido armónico de una señal, pero a la hora de hablar de distorsión para guitarra, nos quedaremos con tres. Cada una cambia el contenido armónico añadiendo algunas frecuencias.

La primera forma de generar contenido armónico es forzar la señal de la guitarra más allá de lo que el circuito del ampli es capaz de amplificar normalmente. En un amplificador, la señal de la guitarra se mueve entre dos “umbrales”, que son los que determinan hasta qué punto se puede amplificar una señal sin alterarla. Si al amplificar se sobrepasa uno de estos umbrales, la parte de la señal que está fuera de ellos se corta, ya que el ampli no es capaz de reproducirla. Así es, simplificando mucho, como se crea la distorsión de un ampli a válvulas. Este “recorte” de la señal es lo que se conoce como clipping.

Otra forma de distorsionar la señal, sin sobrepasar los umbrales que he nombrado antes, es usar un pedal que produzca clipping la señal antes de que entre en el ampli, y la tercera es usar transistores, que generan armónicos extra debido a su naturaleza de amplificadores imperfectos. La mayoría de estos pedales usan uno de estos dos métodos, y es muy raro ver un pedal que saque la señal de los umbrales que es capaz de seguir.

Cada uno de estos métodos crea distorsión, ya sea overdrive, distorsión como la conocemos en el mundo de la guitarra, o fuzz. La diferencia es cuanto se altera la señal en cada tipo de distorsión.

Para empezar, échale un vistazo a esta señal sin distorsionar:

señal senoidal

Ahora veremos como queda después de pasar por un overdrive, una distorsión o un fuzz.

Overdrive

Se conoce como overdrive al sonido que se produce al subir el volumen de un ampli a válvulas hasta que está “en su punto”. En este tipo de distorsión no hay mucho clipping.

señal con overdrive

Los pedales de overdrive están diseñados para imitar este sonido, pero también para complementarlo. Si tocas con un ampli en un canal limpio y usas un overdrive, consigues un sonido suave y cálido. Si usas un overdrive en un canal con algo de distorsión, se suman los efectos de la distorsión del ampli y el pedal, consiguiendo un sonido saturado y “gordo”, que se parece más a una distorsión pero mantiene la calidez del sonido valvulero.

Por norma general, los circuitos de overdrive usan amplificadores operacionales (circuitos integrados analógicos para amplificar señales) para añadir ganancia a la señal. A partir de cierto nivel, los diodos del pedal clipean ligeramente la señal, generando contenido armónico.

Distorsión

En la distorsión la señal se clipea mucho más que en el overdrive, pero se consigue también un sonido más articulado que en el fuzz. Los pedales de distorsión normalmente generan mucha ganancia, así que se usan con amplis con canales limpios.

señal con distorsión

Al igual que en los pedales de overdrive, los circuitos de distorsión usan amplificadores operacionales y diodos, y funcionan de forma parecida pero “exagerando” el efecto.

La forma de la señal distorsionada tiene mucho que ver con el ecualizador del pedal, que es tan importante como la propia distorsión de la señal. Muchísimos pedales funcionan con operacionales y diodos, pero lo que los hace distintos es cómo están ecualizados.

Fuzz

Los pedales de fuzz están diseñados para imitar el sonido de un ampli estropeado, y al ser una distorsión tan exagerada, importa poco si se usa en canales limpios o con distorsión, ya que la señal está totalmente clipeada.

señal con fuzz

Los pedales de fuzz usan transistores, que clipean muy fácilmente la señal de la guitarra, porque añaden su propio contenido armónico a la vez que amplifican. Hay transistores de germanio y de silicio, y cada uno de estos tipos tiene su propio carácter (los de germanio consiguen un sonido más cálido y suave que los de silicio, que suenan brillantes y “secos”).

Algunos fuzz además de los transistores usan diodos, para conseguir aún más distorsión.

En resumen, la ciencia que hay tras la distorsión puede parecer complicada para los que no saben mucha electrónica, pero aún sin entrar en toda la teoría, seguro que ya sabes distinguir perfectamente una señal con overdrive, distorsión o fuzz.

Espero que os haya parecido tan interesante como a mí. Este es el tipo de cosas que no te va a hacer tocar mejor, pero que siempre viene bien saber.

Foto de porada por Josh Self.

Comparir en FacebookComparir en Twitter

¡Comparte este post!

Comparir en FacebookComparir en Twitter
¡Comparte este post!

5 consejos para escribir riffs

¿Qué es un buen riff? En realidad no hay ninguna regla escrita sobre esto, pero sin duda, un buen riff se reconoce al instante. Se queda sonando en tu cabeza, o hace que tu cuello cobre vida propia y no puedas dejar de moverlo. Pero, ¿cómo se escribe un buen riff? Con estos 5 consejos no te aseguro que escribas un nuevo “Smoke on the water”, pero sí que conseguiras algunos riffs muy interesantes.

1. No te estanques en las quintas

Esto es algo de lo que la mayoría de metaleros pecamos, aunque también le pasa a guitarristas de muchos otros estilos. Está claro que la inmensa mayoría de riffs míticos o clásicos usan quintas, pero entre una quinta y otra a veces hay algo más.

Una buena idea para empezar sería alternar quintas con otros acordes, como pueden ser las terceras, cuartas, sextas, etc. Otros acordes que no se usan mucho, pero suenan bien con distorsión, son los sus2 y sus 4. Las octavas también pueden añadir algo de variedad a tus riffs.

mi sus2

Mi Sus2 en afinación estándar

También puedes probar a añadir notas adicionales a las quintas, como una novena o una décima, manteniendo también la quinta. Estas notas añaden más profundidad al acorde, y también aportan algo de variedad. En este caso, te vendrá bien conocer las notas en el mástil.

2. Interactúa con los demás instrumentos

A veces un riff es bueno no sólo por la guitarra en si, sino por el conjunto de la guitarra y los demás instrumentos. Esto no es algo que puedas mejorar por tu cuenta, ya que debes trabajar con los demás miembros del grupo.Por ejemplo, escucha lo que está cantando el vocalista ¿puedes hacer algo para que la voz destaque más? ¿puedes cambiar los acentos de tu riff o dejar espacios que va a rellenar el cantante?

batería
La batería es algo a tener en cuenta a la hora de mejorar tus riffs

Lo mismo pasa con el bajo y la batería, que son la base del grupo. Si el bajista está haciendo un patrón puedes intentar hacer algún contraste, o puedes complementar lo que esté tocando. Esto también se puede hacer con la batería: intenta seguir los golpes del bombo, seguir la caja, poner tus acentos fuera de la caja… hay muchas formas de relacionarse con estos dos instrumentos, y con los dos se pueden conseguir cosas muy interesantes y que hagan que el riff sea menos “del montón”.

3. Cambia los acentos

Imagina que ya tienes un riff hecho, pero que no te termina de gustar, o que te parece muy lineal. Prueba a usar esas mismas notas, pero empieza a tocarlas no desde la primera, sino desde más adelante. Esto debes hacerlo pensando un poco, en realidad lo que se busca es desplazar la guitarra respecto a la batería. Así puedes conseguir algunos contratiempos interesantes que te ayuden a mejorar el riff.

4. Toca en todo el mástil

Una guitarra tiene, como mínimo, 6 cuerdas y 21 trastes, pero a la hora de escribir riffs a veces parece que tiene 2 cuerdas y 6 trastes. Intenta aprovechar el máximo de cuerdas y de trastes, al menos de vez en cuando. Está claro que un riff potente por regla general tiende a tocarse en las cuerdas más graves de la guitarra, pero a lo largo de una canción hay espacio para notas agudas en algunos riffs. Muchos grupos combinan afinaciones graves y notas al aire con algunos adornos cerca del traste 12, que destacan mucho sobre el resto de notas. Usando esto de forma creativa, puedes conseguir riffs con mucho movimiento y que no pierdan nada de contundencia.

5. No te limites

Saber teoría es un arma de doble filo. Con ella sabes qué es lo que estás tocando, y te da mucho juego a la hora de componer, pero a la vez, te puede limitar. Alguien que sepa teoría siempre pensará en escalas, acordes, progresiones, modos, y será capaz de hacer composiciones muy interesantes y de mucha calidad, pero a la vez, puede que no se atreva a dejarse llevar.

Una regla que creo que se puede aplicar a casi todo en la guitarra es: si suena bien, está bien. Esto no quiere decir que la teoría sea inútil, ni mucho menos, pero úsala a tu favor y no como una cuadrícula de la que no puedes salirte.

Bueno, pues espero que estos 5 consejos para escribir riffs os ayuden a mejorar un poco. Como seguro que vosotros sabéis muchos otros trucos, me gustaría que dejaseis un comentario con los vuestros 😉

Fotos:
Dave Mustaine (portada) por Metal Chris
Batería por kamalaboulhosn

 

Comparir en FacebookComparir en Twitter

¡Comparte este post!